1. Tropa del imperio Mongol durante el siglo XIII. Fuente: www.horsenomads.info/

Artículo de opinión formato backtoback — B2B —

Escrito por Laura Rono y Kevin Fonseca

Históricamente las comunidades han habitado territorios de forma transitoria o permanente. En la prehistoria hay un elemento que caracteriza a todos los pueblos y fue su condición nómada como resultado de la forma de habitar y transitar la tierra. El nomadismo es una forma de vida distinguida por la migración, un proceso que por su temporalidad estableció un cambio total de hábitat. El pueblo nómada con mayor reconocimiento se conformó durante el imperio Mongol, en el siglo XIII, liderado por Gengis Khan (1162–1227) quien estructuró el imperio a partir de la consigna “conquistar el mundo en el lomo del caballo es fácil; lo que es difícil es desmontarlo y gobernar”. Bajo esta ideología su vasto imperio conquistó el norte de China, Asia central, gran parte de Rusia, Irán y Europa del este.

El origen de este estilo de vida se remonta cientos de años atrás, hace 2.600 millones de años la tierra fue habitada por neandertales y denisovanos durante la Edad de Piedra, quienes crearon una nueva forma de vivir en su territorio sin construir nuevas viviendas o habitar cuevas vacías. Por más increíble que nos parezca, su método consistió en renovar viviendas vacías y habitarlas periódicamente de forma colectiva. Actualmente se encuentra en auge la reflexión y concepción sobre formas de habitar espacios colectivamente, en esta línea encontramos el cohousing como una de las formas de crear comunidad basada en compartir viviendas y espacios entre individuos y familias alrededor del mundo.

2. Photo of a common meal in the glass-covered central hall in Jernstoberiet. 70’s. Fuente: newspitalfields.

El cohousing surge durante el movimiento de la arquitectura modernista, movimiento que se basó en el ideal de vivienda constituida por el núcleo familiar, unidades de vivienda individuales, entre otros conceptos derivados de la economía capitalista de la época. Pero en contracorriente a este pensamiento, en 1970 en Dinamarca, Holanda y Suecia un movimiento nace con el nombre danés bofoellesskaber, lo que traduce — comunidades vivas — (en inglés living communities) y es lo que actualmente se reconoce como cohousing. Para esa misma década se materializó este estilo de vida por medio de la iniciativa Sættedammen, la primer comunidad que vive bajo estos principios en un sistema de vivienda que le permitió a 35 familias convivir en hogares que compartían espacios comunales. Entre sus características, el cohousing se define de forma empírica y se caracteriza por tener equipamiento comunitarios como la extensión de la vivienda. Es un estilo de vida auto gestionado por los propios habitantes en el que existe una estructura jerárquica donde el proceso participativo por parte de los residentes hace que su funcionamiento sea efectivo. El resultado de su implementación es un importante engranaje entre el equilibrio de la vida privada y la comunitaria con el fin de fomentar la independencia, la interdependencia y la individualidad.

3. Infill Village Europe. Image Made by EFFEKT Architects for SPACE10

Entonces cabe preguntar ¿Cuáles son los principios de diseño en este estilo de vida? Los principios de diseño en el cohousing para la vida en comunidad son: provisión de equipamientos interior y exterior, tener una buena visibilidad hacia las zonas comunes, inexistencia de parqueaderos en el interior de las comunidades, transiciones graduales entre zonas públicas y privadas y espacios exteriores para la socialización.

Este estilo se basa en una característica principal y es la colectividad, que permite vivir en un entorno más social donde las personas conocen a sus vecinos y pueden gestionar juntos sus edificios. El cohousing se constituye como entorno físico favorecedor de actividades con significado para las personas, un lugar estimulante para la diversidad de oportunidades. Cambiar a este estilo de vida podría generar la oportunidad de habitar en comunidad y en sus estándares de calidad de vida busca tener un bienestar físico, bienestar emocional, potenciar relaciones interpersonales, generar integración y participación en la comunidad, fomentar el desarrollo personal, tener un bienestar material, desarrollar la autodeterminación y fomentar los derechos. Es una forma que nos invita a reflexionar sobre el espacio que actualmente habitamos.

Co-Housing Architecture: An Urban Village. Interviewee: Sarah Wu Martinez

El cohousing permite tener un entorno que facilita la conexión y el compromiso social con los demás, mejorando un alto nivel de actividad en comisiones, grupos de trabajo y actividades grupales. Los integrantes de este movimiento son denominados Cohousers y adoptan un estilo de vida colaborativo, de forma que se ayudan unos a otros de manera informal con un equilibrio sutil entre vida privada y comunitaria, empleando diferentes herramientas tales como el diseño participativo, zonas comunes con la intención de favorecer a una vida compartida y crear una organización sin jerarquías. Como beneficio de este estilo de vida se mejora la autonomía personal, resilencia, participación, sentido de comunidad, red e apoyo mutuo y la reducción de morbilidad. Es una manifestación contra las formas tradicionalistas, individuales y separatistas resultante de la hegemonía del poder capital que pretende romper las dinámicas colectivas y la generación de comunidades.

Owner: The Collective Consultant: PLP Architecture

En la actualidad se observa el conjunto de experiencias habitacionales bajo el término Coliving. Como uno de los principales referentes esta el edificio Old Oak construido en Londres en el año 2012, diseñado por el estudio PLP Architecture. Así como el conjunto TIETGEN construido en el 2006 en Dinamarca por el estudio lUNDGAARD & Tranberg Architects. Teniendo en cuenta las características actuales de las ciudades y el gran aumento de población, debemos repensar si la vivienda debe enfocarse en agrupaciones colectivas buscando como objetivo la vida en sociedad.

Sabemos que es necesario promover nuevos modelos de vivienda centrados en la convivencia y la diversidad, mediante la planificación y la integración entre los espacios (espacios para la vida, el esparcimiento, la estancia, el paseo, encuentro y reunión, instalaciones de salud, educación, recreación y deporte) como una respuesta de valor con el fin de construir y transformar sociedades.

Diseñador & Gestor de proyectos. Opino sobre diseño e invito a debatir sobre el mismo. www.kevinfonseca.co

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store